Primero debemos saber ¿Qué es el gluten? El gluten es una proteína que se encuentra en la semilla de cereales como trigo, cebada, centeno y en menor cantidad en la avena. Es el responsable de la elasticidad de la masa de harina, dándole esa consistencia esponjosa a los panes y masas horneadas, por lo cual esta presente en gran cantidad de alimentos que consumimos diariamente como pastas, pan, tortilla de harina, galletas, pasteles, cerveza, salsas, etc.

 Hay personas que sufren de enfermedad celiaca o intolerancia al gluten, se calcula que solo el 1% de la población mundial la presenta. Cuando hay un diagnostico de esta enfermedad, que se realiza a través de una historia clínica, antecedentes familiares, examen físico, análisis de sangre, biopsia intestinal, biopsia de la piel y pruebas genética; ya están obligados a seguir una dieta sin gluten para mejorar la mala absorción de minerales y nutrientes que les causa el consumirlo.

Si no hay razón médica que sustente la restricción del consumo de gluten, podemos consumir gluten dentro de una alimentación correcta.

Pero ¿Por qué se ha vuelto popular la alimentación sin gluten para bajar de peso?

Al eliminar el gluten de la dieta podemos observar una disminución de peso, ya que estamos obligados a dejar o reducir el consumo de alimentos que contienen carbohidratos como las pastas, pan blanco, galletas, pizza etc., y, por lo tanto, una reducción en el consumo de calorías.

También se puede pensar que los alimentos al no tener gluten tienen menos calorías, lo cual puede ser lo contrario, ya que para conseguir la consistencia que da el gluten a ciertos alimentos o remplazarlo, es posible que se añadan otros ingredientes como grasa, azúcar u otro tipo de carbohidratos (arroz, mijo), generando un alimento con más calorías. 

 Por otro lado, el no consumir alimentos que contengan gluten hacen que nuestra alimentación sea menos variada, pudiendo llegar a presentar alguna deficiencia que aportan estos cereales e ingerir menor cantidad de fibra.

Los productos sin gluten no logran tener alguna ventaja para personas que no presentan alguna intolerancia, al contrario, son más costosos, tienen un sabor diferente y se puede llegar a comer mas grasa, azúcar o sal en estos alimentos.

El gluten es una proteína de la que recibimos muchos beneficios, como ocurre con cualquier otro alimento, siempre y cuando se consuma en una dieta variada y equilibrada.

Imagen de Odoo y bloque de texto

Escrito por: Leslie Bonilla

Licenciada en Nutrición con enfoque en deporte, su objetivo es brindar a las personas su conocimiento en nutrición para que lo puedan aplicar en su vida diaria y lleven un estilo de vida saludable. Considera que realizar actividad física y llevar una alimentación equilibrada es una muestra de cariño a nuestro cuerpo para mantenerlo sano y alejado de enfermedades. El papel que desempeña en el equipo multidisciplinario de VIME le permite interactuar con el paciente de una manera mas profunda para encontrar un equilibrio con la alimentación, mente y cuerpo.